5 malos hábitos que dañan tu vista frente a un monitor

Cuidado de la vista BenQ 10-10-2018

Existen características de los monitores y hábitos personales que pueden desencadenar algunos síntomas del síndrome de visión por computadora como fatiga ocular, ojos irritados, visión borrosa, entre otras afecciones.

Este síndrome afecta al 90% de las personas que pasan mínimo 3 horas al día frente a su monitor. Si este es tu caso, probablemente realices alguna de las siguientes cosas que están dañando tu vista:

1. Siempre utilizar el mismo nivel de brillo

El uso prolongado de tu monitor hace que los ojos se esfuercen de manera intensa por mucho más tiempo. Si a esto añades un brillo intenso permanentemente, sin importar la cantidad de luz que hay en la habitación donde trabajas, entonces el daño será mayor.

<<¿Qué es un monitor Brightness Intelligence?>>

2. Mala posición al trabajar

La mayoría de los monitores no están habilitados para adaptarse a las necesidades personales y a tu espacio de trabajo, esto provoca que tengas que adoptar posiciones corporales poco saludables. Generalmente, se suele colocar el monitor de tal manera que queda más arriba con respecto a los ojos, obligándote a mantener los párpados más abiertos de lo normal y resecándolos. 

<<¿Qué es un monitor 100% ergonómico?>>

3. El deslumbramiento de la pantalla

Los monitores que no son profesionales suelen reflejar todo lo que está frente a ellos. Esto ocasiona que el ojo tenga que hacer esfuerzos extra para enfocar únicamente sobre lo que se está trabajando y descartar los reflejos. El esfuerzo extra del ojo causa fatiga visual y dolores de cabeza. 

<<¿Por qué comparar un monitor anti reflejo?>>

4. Olvidar parpadear

Aunque parpadear debe ser un movimiento hecho por instinto, el uso de la tecnología modifica la frecuencia en la que se realiza. Si has notado tus ojos secos e irritados, entonces deberías prestar más atención y hacerlo de forma más consciente.

5. No usar un monitor con tecnología para el cuidado de la vista

Un monitor sin anti reflejo, sin ajuste de brillo automático de acuerdo a la iluminación ambiental o que no filtra la luz azul, afectará tu vista, provocando fatiga ocular, ojos irritados, hasta dolores de cabeza y náuseas.

¿Qué puedes hacer para evitar dañar tu vista?

Además de tener buenos hábitos posturales al trabajar, es indispensable contar con un monitor con tecnologías especializadas en reducir el impacto negativo que puede causar en tu vista y que se manifiestan en el síndrome de visión por computadora.

Los monitores BenQ cuentan con tecnología Eye-care dedicada a garantizarte comodidad en tu postura y salud visual. ¡Conócelos!

 

 

Post relacionados